Al final de la página o en siguiente encale está habilitado un acceso a la Base de datos de Objetos robados de la Guardia Civil e INTERPOL.

domingo, 20 de julio de 2014

Imputados tres menores y un joven por pintar grafitis en bienes de interés cultural en Palma de Malloca



Los acusados habrían pintado varias veces en el Baluard del Príncep y la Torre d´en Pau, en Palma



La Policía Local de Palma ha concluido con la imputación de tres menores y un joven de 19 años la investigación sobre las pintadas aparecidas en el Baluard des Príncep y la Torre d´en Pau, declarados Bienes de Interés Cultural (BIC). Un grupo de agentes se ha encargado desde el pasado mes de mayo de intentar localizar a los autores de varios grafitis que dañaron las piedras de marés, cuya restauración es muy compleja. Los investigadores han remitido informes al juzgado de instrucción y a la fiscalía de menores.
Según explicaron fuentes policiales, las pesquisas se iniciaron a principios de mayo tras una queja ciudadana por los grafitis que se habían pintado durante las reformas del Baluard des Príncep. El caso quedó en manos del Grup d´Investigació i Seguiment de Denúncies (GISD), dos de cuyos agentes se han dedicado casi en exclusiva a este asunto desde entonces. La Policía Local detectó además que había otras pintadas similares en la zona de la Torre d´en Pau, también considerada BIC.
Durante las pesquisas, agentes del Grup d´Actuació Preventiva (GAP) interceptaron a un joven de 19 años que llevaba consigo un cuaderno con bocetos de pintadas callejeras. Los agentes hicieron copias de los dibujos, que fueron analizados con la colaboración del departamento de Patrimonio del ayuntamiento de Palma.
La investigación, que incluyó el rastreo de las redes sociales de Internet, determinó que el joven y un grupo de tres menores eran los autores de los grafitis. Además, mediante el análisis de los trazos y los colores se concluyó que habían realizado pintadas también en un autobús. La Policía Local citó a declarar a los cuatro acusados y uno de los adolescentes reconoció su implicación.
Difícil restauración
Fuentes policiales explicaron que se han remitido copias del atestado elaborado durante todas estas semanas tanto a un juzgado de instrucción como a la fiscalía de menores. Los cuatro están imputados por un delito de daños contra el patrimonio municipal.
Cort, que tiene previsto personarse en la causa contra los cuatro acusados, está ahora a la espera de llevar a cabo una evaluación de los daños causados en las piedras de marés, que debido a su porosidad son muy difíciles de restaurar, añadieron las mismas fuentes. Por el momento no se ha efectuado una valoración económica de los perjuicios.